Libros lésbicos ¿por qué son necesarios?

5.4.19 | 2 comentarios

Los libros lésbicos o la llamada literatura lésbica no es otra cosa que esa etiqueta que se usa para identificar las historias donde dos mujeres desarrollan una relación amorosa/sentimental (o de amigas intensitas que diría algún señor historiador).

No es que sea la designación más inclusiva del mundo. Quizá puede dar a confusiones porque esta etiqueta no especifica que los libros sean de lesbianas únicamente, también podemos encontrar mujeres bisexuales.

En una lista de literatura de fantasía y ciencia ficción que hice hace tiempo, preferí utilizar el término libros LGBT con mujeres.

Quiero aclarar que en todo momento en este artículo, al referirme a lo lésbico, no solo incluyo a lesbianas, también a mujeres bisexuales. Estoy refiriéndome a lo sáfico, a lo que compartimos ambas. Eso que se sale de la heteronormatividad y es parte de nuestra identidad como personas y mujeres.

El lesbianismo está vetado

Como mujeres no heterosexuales tenemos problemas.

Muchos problemas.

La cruda sexualización y fetichismo que rodea todo lo que hace referencia a nosotras. La grave estigmatización del término «lésbico», la misoginia, el peso de los roles de género…

Que la mayoría de chicas jóvenes prefieran definirse con otras palabras como bollera que lesbiana, que se use esa o gay como término paraguas en vez de lesbiana. Eso ya es indicativo de que algo no va bien.

Que mujeres no heterosexuales glorifiquen su atracción por otras mujeres a través de la sexualización, de resaltar lo sexual por encima de todo y a veces como lo único.

Hace poco vi a mucha gente aplaudir que la cantante Mónica Naranjo dijera esto sobre su bisexualidad:

Cada vez que me he acostado con una mujer me he vuelto loca.

Quizá a mí me causó cierto conflicto porque estoy cansada de que hablen de mi sexualidad como objeto sexual de placer ajeno.

Y soy algo más (mucho más) que acostarme con una mujer. Más que una categoría pornográfica.

La ficción al servicio del heteropatriarcado

Considero que la ficción también es una herramienta estupenda para mostrar modelos reales que nos ayuden a vencer prejuicios y conceptos rancios.

En el caso de lo lésbico, con los mejores libros sobre lesbianas y bisexuales podemos hallar los referentes sanos y reales.

En la ficción en general, y en los libros en particular, encontramos una ristra de problemáticas que nos concierne como mujeres y como lesbianas/bisexuales:

  1. La mirada masculina.
  2. La estigmatización de lo lésbico.
  3. Sexualización extrema.
  4. Invisibilización.
  5. Muerte y tragedia.

Siempre digo que la ficción suele ser el reflejo de la sociedad. Autoras y autores vomitamos entre nuestras letras nuestras percepciones, a veces sin darnos cuenta.

Y a la misma vez, creamos esquemas mentales de la sociedad a través de la ficción. A veces inciertos.

Esto también se ve a la hora de escribir cuando, como escritora, una tiende a imaginar ciertos arquetipos, tópicos y clichés porque existe una larga y cansina tradición detrás.

Necesitamos que se cuenten nuestras historias de verdad.

¿Cómo empezamos?

La literatura lésbica es una puerta

Cuando vivimos en una sociedad que da por defecto que lo hetero es el valor por defecto y todo lo que te rodea es eso, necesitas referencias con las que identificarte.

Porque cuando te sales de lo normativo eres lo raro, lo que está mal, y tú necesitas saber que no hay nada mal.

Sin un referente, se hace muy difícil.

Donde primero se suele buscar un modelo es en la ficción. Quizá porque es lo más accesible.

Por eso es importante cada historia donde se incluyan mujeres lesbianas y bisexuales.

No hay mejor ejemplo que el que conté cuando hablé de la importancia de incluir personajes LGBT en las historias.

La llamada literatura lésbica no deja de ser una etiqueta más o menos justa con la que se pretende clasificar un tipo de libros. Normalmente romántica, donde la historia gira entorno a que una mujer sienta atracción por otra mujer.

Es una etiqueta necesaria para visibilizar este tipo de historia y disfrutar de ficción desde otro punto de vista, con otros referentes.

Pero no son de lejos las únicas que se pueden contar.

Escuchar la voz de las escritoras LGBT

Si queremos normalizar y eliminar todo lo ranciete, si queremos leer historias de lesbianas y bisexuales, de mujeres que se aman o que solo se desean, sin los prejuicios de siempre, tenemos que escuchar lo que nos dicen ellas mismas.

Yo escribo fantasía, pero resulta que mis protagonistas son LGBT.

Y sus realidades como mujeres LGBT están basadas en mi entorno. Su naturaleza como mujeres queer están basadas en mi experiencia.

La representación LGBT en la ficción, en cuanto a las mujeres se refiere, siempre me ha dado ganas de saltar por la ventana. Entre que la mayoría acaban muertas, en dramas o tragedias, el otro tanto son sexualizadas, relegadas a un papel muy secundario, son el token, censuradas…

Así que, aunque en el fondo no soy nadie, necesitaba lanzar mis historias al mundo. Porque ya que lo de escribir se estaba convirtiendo en cosa seria tenía que contar lo que muy en el fondo también era mi historia.

Porque quiero libros donde las lesbianas y bisexuales hagan algo más que ser solo lesbianas y bisexuales. Porque quiero intimidad entre dos mujeres más allá de los erótico y sexual.

Porque estoy convencida de que hay más personas que también lo quieren.

Porque hay que cambiar un poco de aires.

Y también porque me da la gana.



Te recomiendo...

2 comentarios

  1. Hola Jennifer

    Estoy totalmente de acuerdo contigo. Se necesitan más escritoras como tú para concienciar a la sociedad y poder normalizar todo lo relacionado con LGBT. En la que yo me incluyo. A mi me cabrea mucho cuando leo un libro o veo una película donde acaba en tragedia o es una relación tóxica o simplemente solo es por una noche. También existe el amor y pocas lo tienen por desgracia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, te doy la bienvenida al blog. Lo de las tragedias y demás es muy habitual en ficción, por desgracia. Muchos creadores LGBT queremos contar otras cosas y por supuesto también mostrar que hay más de lo que nos quieren hacer creer que terminan muy bien y tienen relaciones plenas llenas de amor. Un saludo.

      Eliminar

Mi blog, mi casa y mi única norma: no permito ninguna representación de odio ♥