La súper guía para gestionar tu tiempo si eres escritor

10.3.17 | 2 comentarios

En enero, abría este año bloguero contándote que los escritores que vivimos en la era de internet tenemos un jaleo tremendo. Además de escribir, tenemos que gestionar un blog, redes sociales, emails… En fin, ¡no tenemos tiempo para escribir!

El mundo online es un peligro y absorbe tu tiempo cual agujero negro al que no se le escapa ni la luz. Esto es un problema gordo si eres escritor.

En este artículo te voy a contar una serie de truquitos para poder gestionar tu tiempo en un entorno digital si eres escritor.

La super guía para aprender a gestionar tu tiempo trabajando en un entorno online

Soy una desorganización con patas. Tengo tiempo libre suficiente, pero siento que casi nunca me dan las horas para hacer todo lo que quiero.

Otras veces, me doy cuenta de que gasto demasiadas horas para terminar una tarea y ya no me alcanza para realizar otra. O me pongo con algo que en verdad no es tan importante y dejo de hacer otras cosas que son más urgentes.

Hasta aquí, más o menos, puede que te sientas identificado con mi situación.

También me sucede algo más, quizá la más grave de todas y que nunca se trata en las guías sobre tiempo y productividad: cuando tengo ansiedad tiendo a postergar todas las tareas y no es algo que se pueda controlar, en principio.

«Menudo descontrol», puede que pienses. Sí, pero tiene remedio.

Te voy a contar lo que he puesto en marcha para poder organizar todo lo que tengo que hacer con mi blog, redes sociales, email marketing, networking, para escribir, para tener vida social y personal, etc.

En este artículo vas a encontrar:

  1. Gestionar el tiempo en la era digital
  2. Método para planificar tus tareas pendientes
  3. Herramientas para organizar tu tiempo
  4. Consejos para organizar tu tiempo si sufres ansiedad u otro trastorno

Gestionar el tiempo en la era digital

Internet ha transformado tu entorno de trabajo. Tienes un acceso amplio a información, recursos, herramientas, etc. Esto implica también que las posibilidades de distracción son elevadas, pues en un mar de contenidos puedes caer en la trampa de desperdiciar tu tiempo en cualquier parte.

En general, no te planteas cómo Internet te roba tu tiempo, casi actúas por inercia, y cuando te das cuentas, no tienes ni idea de cómo has llegado a ese extraño y escalofriante vídeo de un señor con una cabeza entre sus piernas.

Conozco este sentimiento. Tú también lo conoces. Podemos lidiar con ello.


Para detener a este monstruo terrorífico, lo primero que necesitas es ganas de vencerlo y algo de compromiso con tu trabajo. Sin eso, nada de lo que te cuente te va a servir.

En segundo lugar, necesitas hacer una evaluación de autoconocimiento:

  1. Qué haces en Internet. Identifica los hábitos que llevas a cabo en el entorno digital: las páginas que visitas, las herramientas que usas, etc. Anota para qué las usas y cuánto tiempo sueles dedicarle a cada una.
  2. Cómo lo haces. Sobre las actividades anteriores, analiza qué haces bien y qué necesitas mejoras.
  3. Para qué lo haces. Cada actividad debe tener un propósito de acuerdo a lo que en verdad quieres conseguir, te darás cuenta de que haces muchas cosas que te hacen perder el tiempo.
  4. Cómo actuar. Es lo que veremos a continuación. Se trata de establecer las técnicas y herramientas adecuadas para organizar tus tareas y tiempo.
  5. Cuándo actuar. Para que tu plan de mejora funcione es fundamental asignarle un plazo de cumplimiento. De esta forma, estableces un compromiso para que funcione.

Como escritor, además de Internet, te afectan otros muchos elementos. Tendrías que anotar y analizar tus labores diarias siguiendo los mismos pasos anteriores.

Método para planificar tus tareas pendientes

En el proceso de autoconocimiento, puede que te hayas dado cuenta de que existen muchas tareas que son en realidad distracciones. Tu verdadero enemigo son ellas.

Las distracciones son tareas que te separan de tu propósito. Para combatirlas puedes tener en cuenta varias claves:

  • Desactiva todas las notificaciones tanto del teléfono móvil como del resto de dispositivos.
  • Establece un horario para revisar el email, redes sociales, etc. y cumple con él.
  • Recuerda el propósito de entrar en una web, red social, etc. Es importante para evitar la navegación inconsciente.
  • Cuando necesites usar tu navegador de Internet, deja abierta solo las pestañas importantes que necesites en ese momento.
  • Usa alarmas y un cronómetro para medir el tiempo que dedicas a las tareas.
  • Busca un lugar tranquilo donde no sufras interrupciones. Comunica a la gente que vive contigo que no te molesten durante cierto tiempo (ya sé que es difícil este punto, pero por intentarlo no pasa nada).

Seguro que encuentras muchas más pautas para evadir distracciones y aprovechar tu tiempo de trabajo. ¡Te invito a dejarlas en los comentarios!

Ahora vamos a seguir con la parte más importante del artículo: la gestión del tiempo.

Esta es una técnica que se utiliza en el ámbito empresarial, pero la considero muy buena. Se trata de hacer una tabla con cuatro cuadrantes para clasificar las tareas a realizar según su importancia y urgencia.

Te voy a ahorrar teoría y trabajo y te voy a presentar la tabla donde vas a clasificar tus actividades y labores:

Cuadrante 1: HAZLO YA Cuadrante 2: PLANIFÍCALO
Crisis, imprevistos, entrega de proyectos con fecha, problemas urgentes… Generar ideas, planificación de proyectos, trabajar con la novela, mejorar networking, preparar artículos…
Cuadrante 3: CUANDO NO QUEDA NADA URGENTE (si puedes, delégalo) Cuadrante 4: A LA BASURA (solo si sobra tiempo)
Email, redes sociales, atender blogs, leer artículos…Actividades lúdicas (redes sociales, ver vídeos, etc.), mensajes sin importancia…

Teniendo claro lo que es importante y lo que no, y sabiendo qué es más urgente, puedes establecer un plan semanal (o con el intervalo de tiempo que mejor se ajuste a tus necesidades).

Clasifica las tareas que debes cumplir para tu plan semanal siguiendo la tabla. Recuerda que debe cumplir un propósito que te ayude a avanzar en tu proyecto.

Aquí te dejo un ejemplo de la clasificación de tareas para una semana:

Corregir error de formulario de suscripción, terminar relato del concurso de terror, tener 3000 palabras nuevas en la novela, preparar el post del viernesPlanificar entradas del blog del mes de abril, trabajar en la planificación de la novela, contactar con este escritor para mejorar relación por posible colaboración
Responder emails y comentarios del blog, interactuar en las redes sociales, comentar en otros blogs, leer artículos nuevos de compañeros Bailar la macarena en ropa interior, stalkear a mis seguidores

Herramientas para organizar tu tiempo

En el primer apartado, te decía que era muy importante establecer un plazo de cumplimiento. Para este punto puedes ayudarte de muchas herramientas, yo te voy a nombrar unas cuantas muy interesantes.

Google Calendar, o cualquier otro programa o aplicación de agenda y calendarios, puede servirte. En él puedes establecer diferentes calendarios (trabajo, personal, etc.). Puedes gestionar cada semana y asignar en cada día las tareas que debes cumplir, la duración, notas y añadir recordatorios.

Hay gente que no se maneja muy bien con Google Calendar y similares, por suerte, hace un tiempo hice un listado de programas y aplicaciones para mejorar la productividad y escribir más. Creo que puede ser muy interesante Trello, ya que puedes crear tableros y sería una opción muy interesante para crear listas de tareas y clasificarlas según importancia y urgencia.

Yo he probado muchas herramientas y lo que estoy utilizando ahora, con muy buenos resultados, es el bullet journal. Es posible que hayas escuchado algo sobre él porque mucha gente lo utiliza para organizarse.


En el bullet journal organizo tanto mis tareas más profesionales como todas las personales. Tengo control de aspectos sobre mi blog, redes sociales y hasta hábitos personales y de salud como controlar si estoy bebiendo agua todos los días o si realizo algo de ejercicio. También tengo listas sobre ideas que puedo escribir, frases que me inspiran, libros que quiero leer, películas y series que he visto o que quiero ver…

Lo bueno del bullet journal es que puedes diseñarlo y añadir todos los apartados que quieras.

La parte más importante de mi bullet journal es el log o registros. Llevo un registro general donde apunto todos los objetivos y tareas a cumplir a lo largo del año. Como dije anteriormente, es importante que cada tarea tenga un propósito y este registro sirve para tenerlo en cuenta cuando establezca la importancia y prioridades de mis tareas.

Después, tengo un registro mensual. Al terminar el mes debo haber realizado ciertas tareas. También lo utilizo para anotar recordatorios y lo que considero importante a tener en cuenta ese mes.

Antes de comenzar la semana tengo otro registro. Funciona igual que el del mes, pero centrado en esa semana. Ahí apunto las tareas que debo hacer esa semana y que no tienen por qué tener una fecha concreta. Luego, como si fuera una agenda, apunto lo que tengo que hacer cada día de la semana: escribir y publicar un post, asistir a un evento, responder comentarios, estudiar o realizar un trabajo de clase, entregar un relato a un concurso, revisar algo pendiente…

Si quieres profundizar en esto de Bullet Journal, te dejo este artículo que escribió Raquel en su blog sobre el tema.

Consejos para organizar tu tiempo si sufres un trastorno depresivo o de ansiedad

Si sufres un trastorno del ánimo severo producido por la depresión, ansiedad u otro motivo psicológico, tendrás serias dificultades para organizar y llevar a cabo tus tareas.

En primer lugar, si ves que tu estado anímico te impide realizar tu vida diaria con normalidad y te cuesta hacer cualquier actividad de lo más normal, es importante que consideres buscar ayuda profesional. Un profesional te va a ayudar a entender lo que te sucede y te enseñará pautas para que aprendas a combatir lo que te pasa.

En este caso, la gestión del tiempo se complica porque tu estado mental te obliga a postergar cualquier tarea para liberar estrés. La actividad más idiota y sencilla se vuelve en toda una odisea y es muy difícil rendir de forma óptima.

Sin embargo, hay mucha gente que sufre trastornos que alteran su ánimo de forma grave y continúan con su vida diaria. Hay que aprender a hacerlo teniendo en cuenta las dificultades mentales que padeces.

Por aquí puedes encontrar un artículo más completo con técnicas y consejos para ayudarte en este caso. Es un resumen de todo lo que he aprendido en terapia y que aplico diariamente. Considero que es importante y por eso lo desarrollo en un artículo aparte.

Pero para que te hagas una idea, mis pilares básicos son:

  1. Orientación y ayuda de un profesional de la psicología
  2. Planificación y registro escrito de tus tareas
  3. Hábitos saludables
  4. Ejercicio físico

Espero que mi método de organización y gestión del tiempo pueda serte útil. Que me funcione a mí no quiere decir que también lo haga para ti.

Y tú, ¿cómo organizas tu tiempo? ¿Algún método interesante para que te dé tiempo de hacerlo todo?



Te recomiendo...

2 comentarios

  1. A mí me gusta Todoist para organizarme de una forma parecida a la que mencionas del "bullet journal"; una alternativa es Wunderlist, pero a mí simplemente me encanta el primero. Ambos están disponibles como webs, apps... y tienen modos gratuitos suficientemente funcionales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por las recomendaciones, Khal, suenan muy interesantes para los que preferieran las apps a las libretas de toda la vida :D

      Eliminar

Mi blog, mi casa y mi única norma: no permito ninguna representación de odio ♥